Día 2

Se comienza por el Puente Romano y su entorno, con parada en la Torre de la Calahorra y su museo de Al-Ándalus. Los caminos del río Guadalquivir ofrecen varias rutas verdes y el encuentro con la contemporaneidad de la escultura ‘Salam’, de Equipo 57, y con el Centro de Creación Contemporánea (C3A).

Tras almorzar en Amaltea o en la terraza de La Furgo hay que ir a los patios del Alcázar Viejo y visitar el Alcázar de los Reyes Cristianos y sus jardines. El espectáculo Pasión y Duende del Caballo Andaluz en las Caballerizas Reales y una cena de pescaíto frito en Miguelito, al otro lado del río, pondrán la guinda a un gran día.

 

Tienda

Un recorrido por más de 200 libros de viaje para descubrir todos los países del mundo.